Bagrícola y el IAD no cederán tierras Miches

“Bajo ninguna circunstancia” el Banco Agrícola y el Instituto Agrario Dominicano (IAD) permitirán que el caso de las tierras que la Suprema Corte de Justicia y el Tribunal Superior de Tierras sentenciaron son propiedad del Estado, sea convertido en otro episodio de ilegalidades y compras irregulares de propiedades como el de Bahía de las Águilas.

Así lo manifestaron el administrador del Banco Agrícola, Carlos Segura Foster, y el director del IAD, Emilio Toribio Olivo, al detallar las formas como esas tierras, de propiedad estatal, unas recibidas por dación de pago desde 1964 y las otras parceladas por la reforma agraria a decenas de campesinos y familias sin tierras de la zona, que las han puesto a producir arroz y frutos menores, principalmente.

En la misma línea se pronunció la abogada Fabiola Medina, del equipo jurídico que ha representado al Banco Agrícola en su lucha por evitar ser despojado de unos 10 millones de metros cuadrados de tierras de vocación turística en la zona de Miches, provincia de El Seibo.

“Hemos dicho que este caso tiene un gran parecido a lo ocurrido en Bahía de las Águilas, donde se compraron tierras, millares de metros cuadrados de tareas, de manera irregular, a parceleros de la reforma agraria”, expresó Medina.

La empresa Inversiones Ítalo Tropicales, propiedad de la familia Cisneros, ocupó unos 10,000 metros cuadrados en las tierras propiedad del Banco Agrícola, cuya devolución fue ordenada por sentencia de la Suprema Corte, del pasado 23 de agosto, ratificando una decisión en igual sentido del Tribunal Superior de Tierras de la jurisdicción de El Seibo.

La empresa dijo que al parecer hubo un problema de deslinde de la propiedad, por lo que propuso realizar un nuevo deslinde, aunque la sentencia de la Suprema Corte es definitiva en favor del Bagrícola.

Segura Foster, Toribio Olivo y Fabiola Medina coinciden en que las sentencias del Tribunal Superior de Tierras y la Suprema Corte de Justicia “son decisiones definitivas de la justicia” y que querer seguir prolongando esa litis por la propiedad de esas tierras de Miches, decididas en favor del Estado, es querer convertir el caso en una indefinición como el de Bahía de las Águilas. Hablando en el programa Zona 5, dijeron que con esa insistencia y terquedad se hace más daño a cientos de parceleros de la reforma agraria, radicados en esa zona.

“El